Destacadas, Internacionales

Macri «aportó municiones» para golpe de estado

Sharing is caring!

El gobierno de Bolivia, a través de su canciller Rogelio Mayta, reveló hoy que el gobierno argentino que encabezó de Mauricio Macri (2015-2019) entregó armamento y municiones para contribuir con la asonada que derrumbó al gobierno del Evo Morales, en noviembre del 2019, y para reprimir las protestas.

En una rueda de prensa, Mayta presentó una carta enviada por el jefe de la Fuerza Aérea de Bolivia al momento del golpe, brigadier Jorge Gonzalo Terceros Lara, a Normando Alvarez García, embajador argentino en La Paz durante el gobierno de Macri (derecha) y actual ministro de Trabajo en la provincia (estado) de Jujuy.

En ese texto, el militar boliviano le confirma a Alvarez García la recepción de municiones y distinto tipo de armamento enviado por Argentina para reforzar a las fuerzas armadas y de seguridad, y le agradece al gobierno de Macri por eso.

«Resaltamos que la Argentina de Macri les dio a las fuerzas militares, que reprimieron la protesta social en noviembre de 2019, munición letal», denunció esta noche el ministro de Relaciones Exteriores de Bolivia ante la prensa en la Paz.

La misiva detalla el envío desde Buenos Aires de «40.000 cartuchos y diversos tipos de gases lacrimógenos» El jefe de la diplomacia del país del Altiplano remarcó que la carta entre el brigadier y el diplomático está fechada el 13 de noviembre de 2019, dos días antes de la masacre de Sacaba, y 6 de la de Senkata, donde varios civiles perdieron la vida en la represión militar y policial.

La brutal represión de esas protesta contra el gobierno interino de Jeanine Añez -asumió ante la forzada salida de Morales- dejaron 11 muertos y 120 heridos, lo que es actualmente investigado por la justicia boliviana.

«Hoy estamos indignados porque la conducta de un gobierno extranjero colaboró para concretar graves violaciones de los derechos humanos. Vamos a pasar esta información a las autoridades que están llevando la investigación.

Consideramos esta situación de extrema gravedad y absolutamente inaceptable», afirmó Mayta.

«Es una contribución para cometer graves violaciones de derechos humanos y para que se atente contra la soberanía y dignidad nacional. El gobierno de Macri aportó equipamiento y material para que se pueda reprimir la protesta social para consolidar el gobierno que rompía el orden constitucional», enfatizó luego.

Al mismo tiempo, desde Buenos Aires, el actual presidente argentino, Alberto Fernández (peronismo de centro izquierda), -a quien Evo Morales reconoció como su salvador, luego de que le diera asilo en la Argentina- hizo pública una carta al gobierno de Luis Arce Catacora, en la que se disculpa por el rol de la Argentina en el golpe.

«Se constató que desde nuestro país se remitió una partida de material que no puede ser interpretada sino como un refuerzo a la capacidad de acción de las fuerzas de sediciosas contra la población boliviana en esos días», sostuvo Fernández.

En tanto, la ministra de Seguridad de Argentina, Sabina Frederic, solicitó a los Jefes de las cuatro Fuerzas Federales de Seguridad que inicien, de forma inmediata, las actuaciones administrativas que permitan establecer o no las posibles responsabilidades en los hechos denunciados desde La Paz.

El presidente boliviano Arce, escribió en Twitter su repudio al «apoyo del gobierno del expresidente de Argentina, Mauricio Macri, al Golpe de Estado que vivimos el año 2019». «El envío de material bélico para reprimir al pueblo boliviano contraviene las normas internacionales», añadió. (ANSA).