Sharing is caring!

Los trabajadores judiciales se encuentran en pie de guerra.

Es tras el anuncio del desdoblamiento de la primera cuota del sueldo anual complementario.

La medida fue adoptada ayer por la Corte Suprema de Justicia, en sintonía con lo dispuesto por el Poder Ejecutivo.

La Unión de Empleados de la Justicia de la Nación (UEJN) salió rápidamente a expresar su «rechazo total» a la acordada 22/2020 del Máximo Tribunal, mediante la cual difirió el pago del aguinaldo para la totalidad del personal. Mediante un comunicado, el gremio liderado por Julio Piumato consideró que se trata de un “avasallamiento de los derechos de los trabajadores”, y advirtió:

“Estando disponibles las partidas presupuestaros, encontrándose liquidado en aguinaldo, la única explicación es la voluntad de domesticar a los trabajadores con la excusa de la pandemia”.

“La paciencia se acaba y todo tiene un límite”, señalaron desde el gremio y exigieron que los supremos modifiquen la decisión.

Como parte de las medidas de fuerza, la UEJN convocó un paro nacional para este viernes bajo la consigna:

«Aguinaldo en cuotas, Justicia en cuotas. Paro nacional sin presencia, sin teletrabajo. No vamos a contestar ni un mail ni un sms».

Tras el anuncio del paro, la UEJN difundió un nuevo comunicado titulado «Ni Cavallo se atrevió a tanto» en donde resalta que ni siquiera el ex ministro de Economía de la década del ’90 «pudo avanzar» sobre el aguinaldo, y que en este contexto, se esta volviendo » a 1944″.

El gremio sostiene que la Acordada de la Corte es «contraria a toda normativa vigente», y pide que el Máximo Tribunal «se informe antes que solidarizarse con el Ejecutivo en los ajustes, sobre el supuesto desahogo financiero que este pago en cuotas significa»

«Todos parecen muy solidarios con la plata del resto, pero poco entienden de economía nacional y doméstica», indicaron desde la UEJN, que se preguntó si desde el Máximo Tribunal quieren que trabajen «en cuotas».

«¡Si la Corte quiere hacer gestos, que no los haga con los derechos de los Judiciales! Los judiciales nos rompemos día a día y nos bancamos trabajar en condiciones indignas», resume el texto.

La medida reinstaló el debate sobre el manejo y la administración del llamado Fondo Anticiclico, creado por la Corte en 2008, con la finalidad de «garantizar los recursos financieros necesarios para cubrir hechos generados por la reducción de los recursos previstos y situaciones excepcionales o no contempladas durante los ciclos económicos». Se calcula que el mismo supera los 30.000 millones de pesos.

“Si no es ahora, ¿entonces cuándo?”, se preguntan funcionarios y magistrados respecto a la utilización del fondo, pues el dinero acumulado por la Corte alcanzaría para pagar en tiempo y forma los aguinaldos.

La acordada también generó desconcierto entre jueces y camaristas, quienes entrecruzaron críticas y duros mensajes en los grupos de WhatsApp.

Pocos días atrás, se viralizó un audio del presidente del Consejo de la Magistratura, Alberto Lugones, en el que les pedía a sus colegas que «no sean llorones» y confirmaba que el aguinaldo se iba a cobrar completo.