miércoles, julio 06, 2022

Locales

VERANO 2008: Según un artículo aparecido en el Diario Clarín del domingo llegar a la costa será una carrera de obstáculos.

Sharing is caring!

t044dh03.jpgt044dh04.jpg

Así lo informó este domingo luego de una recorrida de 2 mil 500 kilómetros, donde detectó tramos sin señalizar, banquinas con pasto y obras que interrumpen el tránsito.


En el informe que realizó Fabián Debesa indica: “Calculan que habrá un 10% más de automovilistas. Y que durante los fines de semana se tardará una hora más para llegar al mar”.

La recorrida de Clarín unió los balnearios desde San Clemente hasta Necochea, por las rutas 2, 36, 29 y 11 y tramos de conexión de estos caminos a través de la 63, la 56 y la 74.

Informa Debesa que: “El relevamiento permitió detectar fallas en la señalización, en la demarcación de la cinta asfáltica, baches, banquinas cubiertas de pasto, cruces peligrosos, tramos de más de 100 kilómetros sin estaciones de servicio y zonas donde no hay señal de celulares”.

Más adelante en el informe de Fabián Debesa se puede leer: “El superintendente de Seguridad Vial de la Policía, Gastón Pérez, recomendó usar vías alternativas. La única variante es tomar la ruta 36, conectar con la 11 (interbalnearia) y desembocar en las playas. Pero este camino está lleno de obstáculos. Entre La Plata y Pipinas (unos 150 kilómetros) hay sectores muy deteriorados: poca señalización, pozos y tramos con obras en ejecución. Y un dato clave para los conductores: un trayecto de casi 200 kilómetros sin estaciones de servicio de GNC”.

Por último y refiriéndose a nuestra ciudad el informe de Clarín aclara lo siguiente:

“Mar del Plata y Necochea tienen otro camino de ingreso, un poco más largo y menos utilizado. Es la ruta 29 que nace en Brandsen y deja al viajero en las puertas de Balcarce (a 65 kilómetros de «La Feliz» y a 87 de Necochea). No tiene costos de peaje aunque presenta trastornos: el tramo Etcheverry-Brandsen tiene líneas demarcatorias borroneadas y trayectos repletos de baches. Vialidad bonaerense invirtió 55 millones de pesos para repavimentar desde Ranchos hasta Udaquiola.

El pavimento está apto para la circulación, pero en los 165 kilómetros entre General Belgrano y Ayacucho no tiene estaciones de servicio. Habrá que acostumbrarse: las vacaciones tendrán que prever equipaje, gastos, clima y condiciones de las rutas, para evitar sorpresas”.