jueves, enero 26, 2023

Generales, Locales

Cómo está la situación del buque que colisionó contra la escollera norte

Sharing is caring!

La Información de la oficina de prensa de la Prefectura Quequén, sobre la situación del buque Tai Knighthood, que mide 229 metros de largo y 38 de ancho y que tenía a China como destino, recabada por Ahorainfo indica que se sigue con los trabajos de investigación.

Se realizó la inspección de los buzos especializados en el buque y ahora se está esperando el Plan de Trabajo, que está desarrollando la Prefectura de Quequén, la empresa armadora y el Consorcio de Puerto de Quequén.

Se está estudiando en que momento volverá a ingresar al puerto y en que giro será ubicado. Ahora está en la rada y con la tripulación en perfectas condiciones.

Lo que sucedió con el buque

Era remolcado a través del canal de egreso de la terminal marítima, con asesoramiento de un práctico local.

Por causas que son motivo de investigación, el buque se acercó de manera excesiva a la escollera norte del puerto y se produjo un roce entre la estructura de roca y la parte izquierda del casco. Luego de la colisión se detectó una fisura en uno de los paneles del doble fondo del barco, lo que ocasionó el ingreso de agua y una leve inclinación hacia la izquierda.

Finalmente, se dispuso que la embarcación fuera remolcada para liberar el canal de acceso y que fondeara en un área habilitada, a unos 5 kilómetros del puerto, para evaluar los daños. El navío, según se informó, estaba cargado con soja, lo que dificultó las operaciones de rescate que iniciaron los busques remolcadores.

La tripulación del barco, en tanto, se encuentra fuera de peligro y en buen estado de salud.

Tai Knighthood

El «Tai Knighthood», construido en 2021, había ingresado el último fin de semana al Puerto de Quequén, donde cargó 34 mil toneladas de soja para completar una carga total de 72.600, con destino a Singapur. Según precisaron fuentes de la PNA, el buque dejó a las 22.35 del lunes el muelle Giro 3, asistido por dos remolcadores, y casi una hora después, a las 23.30, se reportó el siniestro.

Esta mañana, la PNA informó en un comunicado que se llevaban a cabo «inspecciones técnicas de rigor en lo relacionado a la parte estructural del casco del buque, al equipamiento técnico de seguridad y a los procesos internos».

Entre otras tareas de inspección, un equipo de buzos de la fuerza de seguridad «realizaban inmersiones junto al buque para determinar el tipo de daño», ya que la fisura se produjo bajo la línea de flotación.

Lo que se busca determinar, explicaron las fuentes de la fuerza, es si el buque está en condiciones de continuar viaje o si debe ser descargado y conducido para su reparación a un dique apto para embarcaciones de esas dimensiones.

A su vez, indicó el comunicado de la PNA, «se realizan las correspondientes actuaciones administrativas a fin de determinar las razones que motivaron el hecho».

Por el momento, se descarta la posibilidad de riesgo para el medio ambiente, aseguró la fuerza.