martes, julio 05, 2022

Ecología

AMBIENTE: ¿Qué es la movilidad urbana sostenible?

Sharing is caring!

Es evidente que algunos de los peores focos de contaminación del mundo los producen los coches y demás vehículos de transporte urbano, de mercancías o pasajeros, por lo que la movilidad urbana sostenible resulta cada día más imprescindible.

Definición de movilidad urbana sostenible

¿Qué es la movilidad urbana sostenible? En términos generales, la movilidad urbana sostenible engloba todo medio de transporte, que permita que, tanto personas como mercaderías se muevan por el mundo, sin que ello vaya en detrimento de la salud humana y la del ecosistema, por lo que no deben generar emisiones contaminantes de ningún tipo.

¿Es posible la movilidad urbana sostenible?

No hay ninguna duda que es posible. De hecho, ya existen infinidad de medios de transporte que cumplen con la definición de movilidad urbana sostenible. El paso siguiente es integrar a este tipo de transporte como uno de los ingredientes esenciales para el desarrollo de estrategias aplicables a cada ciudad.

Andar

Aunque parezca obvio que andar es la forma más adecuada de desplazarse cuando nos enfrentamos a distancias relativamente cortas, hay muchas personas que acostumbran a coger el coche para ir a hacer un recado a dos calles de su casa. Sin lugar a dudas caminar es la manera más saludable de trasladarse.

Bicicleta

Se considera que la bicicleta es el vehículo del futuro y el mejor ejemplo de un medio de transporte, al servicio de la movilidad urbana sostenible. Cada vez son más las ciudades que adaptan sus calles. de esta manera los ciclistas tengan su propio espacio y el número de usuarios de la bicicleta para hacer trayectos diarios aumenta constantemente.

Montar en bicicleta no solo es excelente para el medio ambiente puesto que no genera ningún tipo de emisión contaminante. Además evita atascos y problemas de tráfico y reduce significativamente los problemas de ruido que tienen las ciudades. Los usuarios de este medio de transporte sostenible experimentan una mejora  física  y en su calidad de vida.

En muchas ciudades como Copenhague, Barcelona o Vitoria el “bike sharing” ya es una realidad. Y es una de las mejores formas de fomentar el empleo de este medio de transporte. Lo hacen instalando sistemas de uso compartido de los vehículos poniéndolos a disposición de aquellas personas que los necesitan. Pueden ser habitantes locales o turistas, a los que se les suele ofrecer bicicletas eléctricas y tradicionales.

Peajes urbanos

Los peajes urbanos ya funcionan en muchas urbanizaciones de Singapur con enorme éxito. Este sistema consiste en el cobro de una determinada cantidad de dinero en ciertas franjas horarias. Ello permite circular por vías residenciales, a los automovilistas que emplean vehículos contaminantes. Con este sistema se ha logrado un incremento importante en el uso del transporte público y de las bicicletas.

Sistemas inteligentes

Los sistemas inteligentes de movilidad emplean una serie de datos, que son proporcionados en tiempo real por diversos sensores y cámaras diseminados por la ciudad. Esta valiosa información se ofrece a los conductores mediante una app. En la misma se pueden consultar si en su ruta hay problemas de tráfico, accidentes y/o atascos. También proporciona daros de las plazas de aparcamiento libres, que hay en las inmediaciones de su destino final.

Coches compartidos

Ya sea para ir a trabajar por la misma ruta o para realizar algún viaje, el coche compartido se ha convertido en una excelente opción para ahorrar dinero y emisiones. Las empresas que ofrecen este servicio están presentes en todo el mundo. Y para muchas personas el “carpooling” es su sistema de movilidad urbana sostenible preferido.

El “carsharing” es un sistema realmente eficiente de movilidad urbana sostenible. Un buen ejemplo lo encontramos en París, la capital de Francia. Allí una empresa ofrece en alquiler unos 2000 coches eléctricos, que disponen de estaciones de carga, centros de información y aparcamientos especiales.