Sharing is caring!

El presidente llegó a juicio político estaba acusado por los delitos de abuso de poder y obstrucción de la Justicia.

El Senado de los Estados Unidos absolvió al presidente Donald Trump en el juicio político que se le hizo por presunto abuso de poder y obstrucción de la justicia.

La votación sobre el primer cargo, abuso de poder, fue de 52- 48, y el senador republicano Mitt Romney se unió a los demócratas en sus votos de «culpable».

En tanto, sobre el segundo cargo de obstrucción de la justicia, se realizó siguiendo los lineamientos de los partidos y la votación favoreció al mandatario 53-47.

La primera acusación contra Trump apuntaba a que retuvo ayuda militar a Ucrania para presionar a Kiev a investigar a su rival político Joe Biden, uno de los demócratas que podría disputarle la reelección este año.

Antes de la votación, el líder de la minoría demócrata en la Cámara Baja, Chuck Schumer, hizo un llamamiento a los senadores para que votaran a favor de destituir al presidente.

«El Senado debería condenar al presidente Trump, expulsarlo de la Presidencia y descalificarlo para mantener el cargo en el futuro», dijo.

Por su parte, el líder de la mayoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, tildó este caso de «incoherente» y acusó a los demócratas de querer «romper» las reglas y escribir otras nuevas solo porque perdieron las elecciones presidenciales de 2016.

Para que el proceso de destitución del presidente saliera adelante era necesario el respaldo de dos tercios de la cámara a alguno de los dos cargos políticos.

Tras la votación, Trump tuiteó: «Voy a hacer una declaración pública mañana a las 12:00 desde la Casa Blanca para hablar de la victoria de nuestro país sobre la farsa del impeachment».