martes, julio 05, 2022

Locales

VERANO PELIGROSO: Las rutas bonaerenses son las más accidentadas del país.

Sharing is caring!

t024dh121.jpg

El inicio de la temporada veraniega en la costa bonaerense trae aparejado el mismo problema todos los años: la alta tasa de mortalidad por accidentes de tránsito en las rutas de la provincia.


Y el dato no es menor, ya que según un relevamiento realizado por el Centro de Experimentación y Seguridad Vial (CESVI) de Argentina, las rutas de la provincia de Buenos Aires son las que concentran la mayor cantidad de accidentes graves del país, con un 32 por ciento de los mismos.

El dato más relevante de este informe es que, a pesar de los problemas de infraestructura de las rutas bonaerenses, sólo el cinco por ciento de los siniestros se producen por esta causa, mientras que el 80 por ciento se deben a errores humanos.

En ese sentido, los expertos viales aseguran que sólo un ínfimo número de los accidentes viales de la provincia son causados por los problemas de infraestructura en las rutas, contándose entre ellos la falta de iluminación artificial, los ahuellamientos, acumulación de agua sobre la calzada, el ancho de las rutas, los cruces a nivel, falta de banquinas o banquinas descalzadas, falta de señalización, entre otras.

Sin embargo, achacan la gran mayoría de las tragedias a errores humanos tales como exceso de velocidad, falta de respeto a las señales de tránsito y el estado de ebriedad de algunos conductores.

Sin ir muy lejos, en la anterior temporada de verano los controles de alcoholemia en las rutas que van a la Costa arrojaron que uno de cada diez automovilistas conduce con un nivel de alcohol en sangre mayor al permitido por ley, lo que multiplica hasta 12 veces el riesgo de sufrir un accidente de tránsito, según informaron fuentes de Seguridad Vial provinciales.

En los primeros 40 días de 2007 se hicieron más de tres mil mediciones de alcoholemia en las rutas y se secuestraron 334 vehículos porque sus conductores estaban en infracción, ya que no habían respetado el tope de 0,5 grados de alcohol en sangre que permite la ley.

Pero además, los inspectores advirtieron sobre otros 750 automovilistas a quienes también les dio positivo el test.: “en estos últimos casos, aun que no habían bebido tanto como para sacarle el auto y ser multarlos se les pidió que un acompañante conduzca para evitar accidentes», aclararon.

RUTAS BONAERENSES, LAS MÁS PELIGROSAS

La provincia de Buenos Aires es recorrida por casi cinco mil kilómetros de rutas nacionales y, según la última evaluación sobre 500 kilómetros de la Dirección Nacional de Vialidad, el 56,87 por ciento se encuentra en mal estado.

En el caso de las rutas provinciales la situación es mucho peor: sólo dos rutas bonaerenses están concesionadas (la autovía 2 y la interbalnearia 11), las demás son mantenidas por la zonal vial a la que pertenecen, que no alcanzan a realizar las reparaciones de la cinta asfáltica y mantener en buen estado la señalización del camino.

Un relevamiento hecho por DIB en abril pasado entre las 12 zonas viales en que está dividida la provincia da cuenta que el problema de las rutas bonaerenses se repite en todos los distritos: falta de señalización, pozos, banquinas inexistentes o peligrosas, y un trazado que actualmente es obsoleto para las velocidades a la que son transitadas las rutas.

Uno de los principales impedimentos para el mejoramiento de los trazados bonaerenses es la falta de inversión: en la provincia de Buenos Aires informaron que actualmente se destinan 396 millones de pesos para el mantenimiento de los 36 mil kilómetros de rutas que atraviesan el territorio bonaerense, aunque reconocieron que ese monto es insuficiente y que haría falta triplicarlo para mantener en buen estado todo el circuito.

LOS TRAMOS MÁS PELIGROSOS

En temporada alta, transitar las rutas que conducen a los principales destinos turísticos de la provincia de Buenos Aires es una odisea, cuando no un peligro. Allí se concentran los mayores accidentes automovilísticos del verano, que en cada temporada se cobran centenares de víctimas.

Justamente esta situación crítica llevó al ex gobernador Felipe Solá a declarar a principios de año la emergencia vial en toda la provincia de Buenos Aires, iniciativa que a causa del poco interés legislativo y la falta de apoyo de los sectores políticos quedó a medio aplicar.

Las rutas más peligrosas de transitar en época estival son la ruta 30, en su tramo de Rauch a Tandil, la ruta 88 en la zona de Necochea, la ruta 63 en Dolores, la 51 de Olavarría a Bahía Blanca y la 74 de Madariaga a Tandil, entre otras.

Pero la más peligrosa de todas es la autovía 2, que une Capital Federal con Mar del Plata, el destino turístico más concurrido. Según el informe de CESVI, en esta ruta se encuentran innumerables problemas de infraestructura y cruces peligrosos que ponen en riesgo la vida de los automovilistas.

En el kilómetro 92, a la altura de Chascomús, existe una zona de curva y contra curva que la entidad considera como “muy peligrosa”.

En el kilómetro 182, a la altura de Castelli existe una zona con muchas estaciones de servicio, lo que provoca un constante movimiento automovilístico. El CESVI recomienda prestar especial atención y “evitar las salidas abruptas a la ruta”.

En el kilómetro 205, a la altura de Dolores, se encuentra el cruce con la ruta 63. En temporada alta hay una fuerte presencia de peatones y de automóviles que se conducen hacia la costa por esa vía.

Además, el CESVI informa sobre innumerables cruces peligrosos y curvas y contra curvas en el trayecto final hacia Mar del Plata, entre General Pirán y La Feliz, trayecto que cubre 77 kilómetros y que debido al intenso tránsito veraniego, se torna más peligroso aún. (LA VERDAD ON LINE)

One thought on “VERANO PELIGROSO: Las rutas bonaerenses son las más accidentadas del país.

  1. la verdad es una làstima que cada 10 minutos ocurra un accidente ! , es increible ! … espero que en este nuevo año ( 2008 ) no haya tantos accidentes

Comments are closed.