sábado, febrero 04, 2023

Economía, Nacionales

Fuerte denuncia de almaceneros

Sharing is caring!

Desde la Federación de Almaceneros lamentaron la interferencia del mayorista en la cadena de comercio. Denunciaron aumentos de precios.

El ministro de Economía, Sergio Massa y el secretario de Comercio, Matías Tombolini, presentaron el acuerdo de precios entre el Estado, proveedores de productos de consumo masivo y supermercados denominado «Precios Justos», pero en el medio, los almaceneros plantearon las dificultades que traen para ellos los aumentos en las listas.

El acuerdo implica mantener por 120 días los precios de 1.788 productos de diferentes rubros. En él participan 102 empresas -y se prevé llegar a 125 la semana que viene- que representan más del 86 por ciento del mercado, entre alimentos, higiene personal, limpieza y productos asociados a la canasta básica.

En diálogo con FM Cielo, el presidente de la Federación de Almaceneros de la Provincia de Buenos Aires (FABA), Fernando Savore, señaló que pese a que no deberían llegar listas con más de un 4 por ciento de aumento, los comercios de barrio son «el último eslabón de la cadena, nos decían que no compremos, pero nos puede provocar desabastecimiento».

«Nosotros podemos colaborar denunciando a las empresas que superan el 4 por ciento. Por ejemplo, recibimos una lista de una panificadora muy conocida que aumentó un 10 por ciento; los lácteos 8 por ciento; las gaseosas 8 por ciento y todo eso lo elevamos a la Secretaría de Comercio», señaló el almacenero.

El programa «Precios Justos» durará 4 meses e incluirá primeras y segundas marcas. Asimismo, lo que quede afuera de Precios Justos no podrá aumentar más del 4 por ciento. En la aplicación Precios Justos (disponible en Android e IOS) las y los consumidores podrán realizar un seguimiento de los productos. La app permite: escanear el código de barras de un producto y saber si está dentro del acuerdo, conocer el listado de productos con Precios Justos, denunciar el incumplimiento del programa.

Para Savore, el problema radica en la cadena de comercialización porque los almaceneros, compran el 80 por ciento de la mercadería que venden a los mayoristas, entonces «si ellos no proveen la mercadería con una rentabilidad, no podemos cumplir con el programa».

«Ya nos pasó cuando se había lanzado un programa parecido y nos vendían al mismo precio que debíamos venderlo nosotros. Esperamos reuniones con los mayoristas para, sanamente, debatir rentabilidades. Hoy los mayoristas venden al público y nosotros no podemos hacer nada», lamentó Savore.

En ese punto, señaló que una posible solución es que las empresas vendan directamente al almacén y así eliminar el eslabón del mayorista para bajar el precio de los productos. «El mayorista es un eslabón que históricamente fue y sigue siendo proveedor nuestro, pero se ha convertido en nuestra competencia. Antes las empresas tomaban el pedido y a los días enviaban la mercadería, si volviésemos a esa forma de compra directa se podría sacar un eslabón del medio», aseguró.