Sharing is caring!

Todo sucedió en Necochea, donde los acusados se encontraban prestando tareas preventivas en el marco del operativo Sol.

Entre los investigados hay agentes olavarrienses, quienes fueron imputados y allanadas las propiedades donde se alojaban.

A la par un agente del conurbano bonaerense fue aprehendido y desafectado de la fuerza.

En los últimos días Necochea fue sede de una situación tan atípica como preocupante, ya que la investigación por los asaltos sufridos por dos familias de turistas avanzó de manera concreta contra agentes del área de Investigaciones (DDI) de la policía Bonaerense. 

Las novedades fueron seguidas de cerca desde distintos puntos de la provincia y Olavarría no fue la excepción ya que dos agentes locales también quedaron bajo la lupa de los investigadores y actualmente se encuentra imputados por esos hechos.

La situación se inició el viernes cuando familias de Lobería y La Plata fueron víctimas de asaltos que se registraron con pocos minutos de diferencia y con similar modalidad, con el dato para nada menor que los delincuentes habrían actuado con vestimenta y armas policiales, descripción que fue descripta en las respectivas denuncias. En ambos casos los asaltantes escaparon con dinero en efectivo y distintos artefactos de valor.

Las novedades fueron inmediatas y se tradujeron en una serie de allanamientos que tuvieron como objetivo lugares de hospedaje de agentes de distintas Sub DDI que se encontraban en la ciudad balnearia en el marco del operativo Sol. Fueron por ello que los procedimientos se focalizaron en un hotel y en camping.

En el primero de los mencionados sería donde las pesquisas tendrían un saldo altamente positivo, logrando el secuestro de numerosos elementos de interés, que fueron desde prendas de vestir y teléfonos celulares, hasta pequeñas dosis de cocaína, cerca de 60 mil pesos en efectivo, armas y el auto particular, un Volkswagen Gol. Todo eso se tradujo en la aprehensión del oficial inspector Martín Ezequiel Lencina, quien prestaba funciones en la Sub DDI de José C. Paz.  En las últimas horas la novedad estuvo dada en que desde la Auditoría General de Asuntos Internos se dispuso su desafectación de la fuerza.

Por el hecho hay imputados otros cinco agentes también del área de investigaciones de la policía Bonaerense, una es de Loma de Zamora, otro es de Zarate Campana mientras que los restantes son uno de Azul y dos de Olavarría.

Todos afrontan cargos por el delito de “robo agravado” y se aguarda por la continuidad de las tareas investigativas por parte del fiscal Carlos Larrarte de la fiscalía de Delitos Complejos del Departamento Judicial necochense para establecer el grado de participación y responsabilidad de cada uno. 

Si bien ninguno de ellos en la actualidad se encuentran demorados, a todos se les iniciaron de manera paralela sumarios administrativos y les fueron incautadas, entre otras pertenencias, las armas reglamentarias y teléfonos celulares.

FUENTE: Infoeme