Justicia, Nacionales

JUSTICIA: Amado Boudou declaró y responsabilizó a Horacio Tellechea

Sharing is caring!

El ex vicepresidente Amado Boudou, prestó este martes 14 declaración indagatoria ante el juez federal Norberto Oyarbide, ante quien rechazó la acusación por supuestas dádivas.

Boudou aseguró que fue «prácticamente nula» su decisión de tomar un avión y luego un helicóptero el 17 de diciembre de 2011 para concurrir a un acto en la ciudad de Necochea, por lo que ahora se lo acusa por dádivas.

A cinco días de dejar la Vicepresidencia, Boudou se presentó en Comodoro Py y negó haber cometido el delito por el cual fue imputado, en una audiencia en la que solicitó ser sobreseído.

«El traslado es una cuestión logística operativa que es definida y decidida por las instancias operativas y administrativas de los distintos organismos del Estado», sostuvo Boudou, en la audiencia en la que estuvo frente a Oyarbide, junto a su abogado Eduardo Durañona y el fiscal Carlos Rívolo, con su secretaria.

Según el ex vice, la «decisión fue concurrir a una invitación de un acto institucional como es la inauguración de una temporada o cualquier acto institucional que se celebra frecuentemente a lo largo y ancho de todo el país».

Boudou está imputado por dádivas por los viajes gratuitos que realizó: el primero desde la Capital a Necochea por medio de un vuelo ofrecido por la empresa Alas del Fin del Mundo del empresario Nazareno Natale, también imputado.

Al llegar a Necochea, desde el aeródromo a un acto electoral que se celebró en esa ciudad, Boudou abordó un helicóptero de la firma Ecodyma, la cual fue contratista con el Estado, y uno de sus directivos también fue citado a indagatoria por Oyarbide.

En el vuelo también estuvo el entonces intendente de Necochea Horacio Tellechea.

El ex vicepresidente presentó un escrito dando explicaciones sobre los vuelos y por qué los abordó, y se desligó de su organización: «Imagínese que todos estos trámites escapan al día a día de la decisión política. Traslados, ceremonial, custodia, son todas instancias operativas», expresó.

«Muchas veces la autoridad política local, el intendente, tiene preparado un esquema de movimientos y protocolo que tiene que ver con las necesidades, impronta, o costumbres del lugar de arribo», señaló.

«Hay quien prefiere ir en camioneta saludando o a otros no les gusta eso», añadió Boudou, quien al finalizar la indagatoria tuvo una salida tumultuosa al ser arribado por la prensa.

En su declaración dijo conocer al entonces intendente Tellechea, pero no a los empresarios Natale y Juan Scaramellini, este último de la firma Ecodyma.

En un escrito previo que presentó antes de ser indagado, Boudou aclaró: «Yo no conocí, ni pude conocer ni imaginar, qué quienes me trasladaban eran empresas particulares, que, de algún modo, podrían estar interesadas en hacerme ´obsequios´ en virtud de mi cargo».

Según el descargo de Boudou, de su traslado se encargó «el personal del Senado, o en su defecto, gente de la intendencia de Necochea» y por eso aseguró que «jamás» supo «de quien o quienes era el avión y el helicóptero» que lo llevaron al acto en Necochea.

El viaje en avión no fue un obsequio sino «un vuelo promocional» y el hecho en helicóptero fue un «imprevisto» organizado por la intendencia de Necochea.

«Jamás supe que se trataban de traslados gratuitos llevados a cabo por particulares», concluyó.

El entonces vicepresidente asumió el cargo el 10 de diciembre de 2011, el 12 de ese mes recibió la oferta de Alas de Fin del Mundo y el 17 viajó: «No existió materialmente mucho tiempo para la preparación del viaje, menos aún si contamos los días hábiles», señaló.

Ahora, Oyarbide tiene diez días para resolver la situación procesal de Boudou, quien en breve afrontará un pedido de elevación a juicio por el caso Ciccone por el cual está procesado por negociaciones incompatibles con la función pública y cohecho.