jueves, octubre 06, 2022

Locales

TRES ARROYOS: Violento choque de camiones en avenida Belgrano y la ruta 228

Sharing is caring!

choque-ta-03-04-09

Uno de los transportes es utilizado para trasladar gas butano, pero ayer estaba vacío. La colisión habría sido porque uno de los choferes intentó esquivar a un auto que cruzó en rojo.

El chofer de un camión utilizado para trasladar gas butano, pero que circulaba vacío, permanecía internado el viernes en observación en el Hospital Pirovano, de Tres Arroyos luego de salvar su vida tras colisionar frontalmente con otro vehículo de carga en la rotonda de ruta 228 y avenida Belgrano.

Se trata de Miguel Ángel Paiva, quien según trascendió se dirigía a Bahía Blanca y, al llegar a la rotonda tresarroyense, habría esquivado a un automóvil que intentó cruzar con la luz roja del semáforo y chocó contra el enganche del acoplado de otro camión que transitaba en sentido contrario y sufrió importantes daños en el chasis, sin llegar a afectar el acoplado en el que, generalmente, es transportado el material altamente inflamable.

El accidente ocurrió el viernes 3, alrededor de las 19.45, cuando un camión marca Volvo, dominio BZM 813 con un tubo de gas propano como acoplado, que era conducido por Miguel Ángel Pavia, se movilizaba por la ruta provincial Nº 228, en dirección a la ruta 3, rozó a un camión marca Ford Cargo, que transportaba hueso para procesar alimento balanceado, el cual se dirigía a Necochea y era manejado por Milton Leonel Giglio, de 36 años.

Según indicó el propio Giglio a LA VOZ DEL PUEBLO, el chofer del otro vehículo intentó esquivar a un auto que cruzó en luz roja y terminó pegándole a su acoplado, «yo alcancé a verlo por el espejo retrovisor, quiso esquivar el auto y terminó pegándole al enganche de mi acoplado. Fue impresionante ver como había quedado el camión cuando me bajé a ver lo que había pasado», sostuvo el transportista, quien no salía de su asombro al ver que su vehículo apenas había sufrido daños en un neumático y uno de los ejes del acoplado.

Por su parte, el jefe del Cuerpo de Bomberos de Tres Arroyos, Roberto Rodríguez, comentó que, «al llegar pensamos que había sido mucho más grave, pero afortunadamente, colocamos los expansores y pudimos sacar al chofer sin problemas».

Anoche, toda la zona de la rotonda de Belgrano permanecía cercada, mientras peritos de Policía Ecológica de Necochea realizaban tareas para determinar que el área estaba totalmente fuera de peligro ante la posibilidad de que explote el tanque de gas butano, «por más que esté vacío, el peligro continúa», indicó el el capitán Fraihaut, titular de la Estación de Policía de nuestra ciudad, quien a su vez indicó que Pavia se encontraba internado en el Hospital Pirovano fuera de peligro, con lesiones en una pierna, la cual le había quedado aprisionada entre los hierros retorcidos de la cabina tras el impacto inicial. (LA VOZ DEL PUEBLO)