domingo, abril 14, 2024

Opinión

La » Nazarenización» llegó al Concejo Deliberante

Sharing is caring!

escribiendo76.jpg

Por Miguel Abálsamo

TRES HORAS DE DEBATE SOBRE EL AGRO.
INTENTOS DE LUCIMIENTOS PERSONALES.
CUANDO LAS CÁMARAS SE ENCIENDEN
ALGUNOS EDILES SE ILUMINAN. PARECE
QUE LA «NAZARENIZACIÓN» LLEGÓ AL HCD

El Concejo Deliberante se ha vuelto por momentos  un show donde se entremezclan las cuestiones serias con los discursos banales, la enfermedad de hablar para lucirse en un momento mediático,y el síndrome Nazarena Vélez viene imponiéndose en el ámbito. Importa más rellenar de palabras la sesión,  que callar cuando no se tiene nada por decir.

Por momentos faltaría nada más que ventilen amores rotos, pasiones desencontradas, revueltas familiares, dolores de parto y adolescencias virginales.

En la última sesión del Honorable Concejo Deliberante, una discusión referida al agro duró tres horas y media. Una discusión donde no debió pasar más de media hora, que  igualmente  hubiese servido para el bostezo, se extendió hasta el hastío.

Buen negocio para el bloque oficialista, que hizo su juego, desviar los temas locales para entrampar a la oposición en extenuantes debates nacionales. Una forma de que pase algo sin pasar nada. Para el oficialismo tirar la pelota afuera y hacer tiempo. Seguramente el intendente Molina seguía haciendo la plancha frente al televisor.

Cada uno de los ciudadanos conoce  bien como piensa cada bloque político  de la situación del paro agrario, no hace falta refrendarlo a cada momento y en cada situación, el habitante sabe que son sólo hechos testimoniales puesto que nada cambiará la historia que no pueden cerrar la señora K y los señores del campo, quienes en esos momentos se reunían   en los más altos  ámbitos del poder. No van a pretender arreglar un puñado de ediles  desde un pequeño lugar del sudeste bonaerense como es Necochea, una cuestión de definición en altas esferas.

Pero…no es cuestión de desaprovechar los cinco minutos de fama que da Tinelli  en Bailando por un Sueño, y te proporciona los canales locales en directo, desde el HCD. en «…Hablando para el sueño «.

 Es  cierto aquello de  «  lo breve dos veces bueno…»  en la antípoda  el título del último desencuentro en el Concejo debería rotularse..» lo largo dos veces malo…».

En el medio del debate, donde prácticamente todos estaban de acuerdo, se aprovecharon para chicanearse, total…ante las cámaras un gusto no se le niega a nadie.

Se vivieron escenas  novelescas que inspiraría a más de un narrador. . Asumió la socialista doctora Andrea Perestiuk, por aquella lista del » molinismo» denominada «El Frente», que en realidad, a juzgar por la primera intervención de la socialista podría llamarse.» Enfrente», quedando evidenciado cuando la socialista, reemplazante del edil Fernando  Tripiana, hecho que era crónica anunciada allí por octubre, luego de ser recibida con la afectuosidad siempre protocolar, se sentó en pleno corazón de la bancada radical, y al poco rato se abstuvo en disidencia con el bloque  aliado de la UCR cuando de defender al campo se trataba, en el litigio con «su «gobierno kirchnerista. Mientras el edil Maldonado desabrochaba su corbata y otros miraban sin entender. Más de uno habrá pensado en silencio…» la eligió el enemigo…».

Creo que por estas horas el radicalismo estará tratando de domesticarla, alejarla o iniciando una campaña…» luche y vuelva» a favor de Tripiana.

Otra cosa extraña, vi carteles del socialismo con la figura del » Che » Guevara.  Alguien tendrá que explicarme desde un libro de historia   ¿que tiene que ver el » Che», con Alfredo Bravo, Alfredo Palacios o las actitudes simias de don Américo Ghioldi????….

Y el otro punto risueño lo protagonizó  Ricardo Kanki Fernández, quien estuvo  vertical con su bloque PJ-FPV, cerca del gobierno en su postura, mientras observaba perplejo el doctor Gastón F. Palma desde una silla del Deliberante. Su viejo amigo de ruta liberal y pro campo desde el legislativo  le jugó una ficha distinta, y sus no amigos radicales, en la antípoda «   gastonista-agraria » caminaron  esta vez en la misma vereda.

La realidad a veces supera a la ficción.

Algunos concejales deberán entender que no  siempre hablar mucho es hablar bien. y llenarnos de números o  fotocopiar  editoriales extraídas de diarios o periodistas afines tampoco da resultado.

Sería aconsejable acortar estos debates inconducentes y aunar criterios sobre mejoramiento de la inseguridad en el distrito, la falta de atención debida en los hospitales, carencia de anestesistas, nocturnidad  peligrosa en la villa balnearia, jueces que garantizan la libertad de delincuentes que  rápidamente vuelven a sus andadas, escuelas públicas en situaciones precarias, aumento de tasas que inexorablemente se les viene a los contribuyentes del distrito, calles intransitables por donde parecen no pasar nunca nuestros funcionarios, aumentos de sueldos a funcionarios municipales y negación del veinte por ciento a los trabajadores del estado, situación  del rojo de nuestra comuna, robo de arena por parte del municipio en la cantera del vecino quequenense Oscar Zagame.y la tragedia que ocurría en esos momentos de debate encarnizado cuando un honesto comerciante local baleaba a un deshonesto delincuente que intentaba robarle el fruto de su trabajo.

Sin dudas que habían algunos temas «menores» para debatir, más que el agrícola-ganadero, la ridícula foto del intendente con cacerola en mano en la guerra gaucha,  o la edil Cristina Valdez  corrigiendo errores de lengua de sus pares.

La » nazarenización»  parece haber llegado a algunos ediles (no a todos….) y las luces del canal han hecho mal.

Habrá que trabajar más en los expedientes, organizar un discurso único en cada bloque y que los conceptos no se repitan desde el mismo  cuando la posición ya esta definida. Acortar el debate, no porque el mismo no sirva, sino para que no canse al ciudadano. Recordar que la brevedad es el alma del talento. 

Cierta vez le preguntaron a Jorge Luis Borges, si se animaría a hacer lo mismo que Ernesto Sabato, quien días antes se había tirado en paracaídas. Borges respondió…»… si están las cámaras   de televisión  como cuando se tiró Sabato, sí…».