viernes, junio 21, 2024

Salud

MISIONES: Falleció en Oberá el hombre que tendría fiebre amarilla

Sharing is caring!

mosquitoaedes.jpg

Por: Norma Lunge

 

Se trata de Lorenzo Rodríguez, quien estaba internado con los síntomas de la enfermedad. De todos modos analizan si no se trata de leptospirosis. Hay otros seis casos sospechosos, entre ellos, su hija de 16 años.

El jornalero de 39 años que fue internado de gravedad en la Clínica Integral de Oberá, que presuntamente presentaba un cuadro de fiebre amarilla, falleció anoche como consecuencia de una falla multiorgánica y problemas de coagulación, entre otros problemas. Lorenzo Rodriguez, quien vivía sobre la nacional 14, en el paraje Agroforestal de San Vicente, tiene cuatro hijos -una de las cuáles está internada con los mismos síntomas- y un cuñado que vivían en su vivienda además de Marta Leal, su esposa.

La mujer relató que ‘él empezó con dolor en las piernas y mucho cansancio y lo trajimos al médico, que le dio unas pastillas y lo mandó a casa porque dijo era una gripe. Pero allá empeoró y lo volví a traer, también a mi hija que presentaba igual cuadro, ella ahora está internada en la Clínica San Marcos de San Vicente’, explicó.

Leal sostuvo que ‘nosotros no estábamos vacunados porque no sabíamos lo que pasaba, vivimos lejos en la chacra y no tenemos luz, ni radio, ni tv, nada. Recién cuando lo traje de nuevo, nos enteramos que había que vacunarse’.

Mencionó que ‘nadie llegó allá a vacunar, ahora ayer (por el lunes) se vacunaron todos mis chicos y la gente que los están cuidando’.

En cuanto a la posibilidad de contagio de su esposo dijo que ‘creo fue en la misma chacra donde vivimos que se contagió, porque en el monte había muchos monos y luego no los escuchamos más hace unos diez días, no lo vimos muertos pero luego me dijeron que habían encontrado a algunos muertos en el puente del Paranaí, que es el arroyo que corre en mi chacra’, apuntó.

La mujer dijo que en ese lugar habitan unas 200 familias ‘pero creo que ahora estan vacunados porque para el fin de semana y el lunes estaban vacunando a todos’, precisó.

La muerte de este hombre -de concretarse que padecía de fiebre amarilla- sería la primera víctima de este mal en la Argentina.

Zona crítica

San Vicente se ha convertido en el lugar de mayor riesgo para contraer la enfermedad de la fiebre amarilla: ya son seis los casos sospechosos de la afección que se registran en el lugar y el primero confirmado, luego de 40 años en la Argentina, que también pertenece a esa zona.

Epidemiólogos de la Nación se encuentran hace más de un mes trabajando en el lugar para evitar que lo que hasta ahora se indica como un foco selvático, se extienda al área urbana.

El subsecretario de Salud del ministerio provincial, Carlos Báez, señaló que los seis casos sospechosos pertenecen a San Vicente, y que se descartaron dos que se habían anunciado la semana anterior de personas de Bernardo de Irigoyen y de Iguazú.

Estos casos descartados fueron en primer lugar por la relación del paciente con una patología de base producida por su adicción al alcohol y el otro producto de contraindicaciones por haberse inoculado por segunda vez.

Por otra parte, el subsecretario de Salud, Jorge Deschuster, aclaró que entre los seis casos sospechosos de San Vicente, está incluido el adolescente de catorce años al que se le practicó una nueva extracción de sangre para ser analizada en el instituto Maiztegui, y que estas cinco personas se encuentran evolucionando favorablemente y están en sus domicilios.

En cuanto a las dosis aplicadas hasta el momento, Báez precisó que cerca de 70.000 fueron en Posadas, 270.000 en la provincia desde enero hasta ahora y cerca de 1.200.000 en total en las dos campañas desde el 2001.

En este sentido, tanto el Director de Epidemiología, Julio Estévez, como Báez señalaron que las personas que ya se han aplicado la vacuna en la campaña anterior, no deben volver a inmunizarse. (MISIONES ON LINE)