Una foto vale más que mil palabras

2

Bien escribía don Henrik Ibsen, magnífico poeta y dramaturgo noruego… «No se graban tanto mil palabras como un sólo hecho».

Anuncios

Sharing is caring!

Por Miguel Abálsamo

Bien escribía don Henrik Ibsen, magnífico poeta y dramaturgo noruego… «No se graban tanto mil palabras como un sólo hecho».

Vaya si tiene razón.

Somos muchas veces lo que nuestras palabras brotan, otras veces terminamos como esclavos de ellas mientras que podemos lanzar diez mil que suelen quedar opacas ante un gesto o un hecho.

La foto recientemente publicada en la provincia de Santa Cruz, ocasión de un  importante proceso licitatorio para las zonas francas de ese maravilloso lugar, con presencia exclusiva de dos necochenses (amigos de la vida… amigos  desde la infancia), el asesor del vicegobernador bonaerense Gabriel Mariotto, el dirigente Gustavo Florentín y el prestigioso abogado Marcelo Schwarz, hombre peronista que siempre roza la política pero sin introducción total, junto al Secretario Legal y Técnico de la Nación, tal vez el dirigente más trascendente del 2003 al presente en toda la era Néstor-Cristina, quien goza de la total confianza de la actual presidenta de los argentinos, Carlos Zannini, tal vez pueda pasar como una foto y un encuentro más de tantos que se difunden, para aquellos que no hilan en lo fino de cada momento, para la dirigencia y los seguidores de la política saben que allí, en Zanini, esta gran parte del poder en los últimos años de democracia en la Argentina.

A pocos metros, otro de los hombres de mayor influencia junto al matrimonio Kirchner, el arquitecto Julio de Vido, Secretarío de Planificación, asistía no sólo a la foto sino al diálogo que abarcaba análisis nacional, provincial y como es suponer nuestro distrito no quedó ajeno a la charla.

Zanini no es un dirigente posa-fotos, y menos aún difusor de sus encuentros. Más bien todo lo contrario, un total reservado, muchas veces de perfil bajo, sabedor que sobre sus espaldas no esta el protagonismo ni exhibicionismo sino algo trascendental en la actual política nacional, convocar a dirigentes de total confianza, armado permanentemente en cada lugar de nuestra extensa Argentina, y una lapicera pronta a usarse a la hora de delinear listas, colocar nombres consecuentes con el proyecto nacional y popular que interpreta, y ser la voz principal del sentir de la presidencia de la Nación.

Como diría un amigo conocedor de la materia en las interminables mesas de café…» Zannini es el matrimonio K… cuando no habla es porque todavía no hay definición… pero cuando lo hace no dudes que es el camino a transitar».

Dicen que en el encuentro con Florentín-Schwarz (especialmente invitados) habló sobre la actualidad nacional, el mejoramiento que todos creen se producirá en el país en los próximos meses, para llegar a marzo del año entrante, épocas de definiciones con una Nación solucionando los actuales entramados de acuerdos internacionales, inflación controlada ,aumento del empleo y mejoramiento salarial.

Por fuera de lo que se hace saber, se puede o se debe decir, en el plano estrictamente casero debemos ser analistas de una foto y un encuentro que es poco común, con un dirigente sabedor del poder y definidor de situaciones, Carlos Zannini.

Nada ha sido fruto de la casualidad, más bien de la causalidad.

La causa que determina la convocatoria es un hilo umbilical que ha distinguido (con errores y aciertos) a una dirigente necochense que siempre estuvo parada en el mismo lado sin dobleces o discursos de acuerdo a las circunstancias.

Esa lealtad no se mide en los buenos tiempos, cuando es amigo del campeón cuando todo le va bien y los tiempos son florecientes, desde Casa Rosada tiene un monitoreo constante para establecer quienes son de paladar negro, aquellos que están pero dudan y los que no se saben en que lugar terminan buscando que el sol momentáneo caliente en poder.

Para ingresar en la fila de los de siempre existieron hechos determinantes, donde se era blanco o negro y no había lugar para grises acomodaticios  al momento. Uno de esos hechos fue el enfrentamiento con parte del campo argentino a través de la defensa de la 125, la aplicación de la Ley de Medios, entre las dos principales medidas donde quedó claramente demostrado el lugar en donde estaba cada dirigente, o en aquella elección legislativa del 2009, donde el hoy ausente de apoyo popular, el colombiano Francisco de Narváez  ganaba las elecciones, o recientemente cuando algunos cruzaron (y volvieron) la vía para instalarse en el «massismo».

Se da como entendido que mientras asistimos entusiasmados al Mundial, esperando por ser los primeros del mundo, el universo K se prepara con sus más cercanos hombres y mujeres, para convocar globalmente a los argentinos, pero empezando por casa, por lo tradicional, los que siempre estuvieron y estarán.

La tropa propia tiene prioridad, y las puertas abiertas para todos y todas.

A nadie escapa que en la mesa chica del kirchnerismo, desde 2004 existe un hombre, alabado, cuestionado, nunca ignorado, que se llama Roberto Porcaro, jugando desde su patria chica, nuestro distrito, como figura siempre vigente en todo el país.

Anoten nombre y apellido. Doctor Marcelo Schwartz.

La presencia de Gustavo Florentín junto a Zannini y De Vido en Santa Cruz no extraña a nadie, en cambio sonaría ingenuo pensar que el doctor Marcelo Schwartz haya sido un acompañante en viaje turístico a tierras «pingüinas».

Se abren algunos interrogantes a partir de este viaje y este diálogo.

Zannini quiere unidad de todos los sectores auténticamente «K», sin fisuras ni fragmentaciones, porque lo que se viene no es tarea fácil. Para eso la orden es la coordinación de todos los sectores, esperar resolución desde la Rosada en propia voz de la presidenta y en el mientras tanto preparar las tropas para la batalla del 2015.

Todo indicaría que las PASO (Primarias Abiertas Simultaneas y Obligatorias) tendrá dos referentes excluyentes, el gobernador de Buenos Aires, Daniel Scioli y el actual Ministro, Florencio Randazzo, y el olfato indicaría que éste último parece ser más del agrado futuro de los que encarnan el proyecto «K, queriendo una continuidad sin demasiados subterfugios.

Siguiendo la indefinición en cuanta a la poderosa y decisiva provincia de Buenos Aires, de lo que no hay dudas es que Zannini, quien además en componente vital del Partido Justicialista, tendrá mucho  que ver en las decisiones fundamentales.

¿Marcelo Schwarz puede ser candidato a intendente del sector «K» que comanda Florentín?

Dentro de una lista de nombres que incluye al propio Florentín, a Ordoqui o al doctor Jorge Martínez, actual titular de la Secretaría de Trabajo local, es quien parece vislumbrarse más ciertamente en esa posibilidad.

En los últimos encuentros de esa mesa en nuestro distrito se avanzó incluso en lanzar posibles nombres de concejales para una eventual lista.

Una conocida empresaria joven quequenense, el abogado de la vecina orilla doctor Matías Afife (ambos propulsores de la Autonomía), la doctora Maru Vásquez Bustillo ,el propio Marcelo Ordoqui en la reelección, son nombres apuntados como para mostrar ante la ciudadanía una necesaria renovación que no dejará de incluir experiencia siempre necesaria y apertura a otros sectores internos.

El doctor Schwarz no es un improvisado en la política ni alguien que convocan desde lo apolítico o apartidario, nada que ver. Es un hombre de reconocida ideología peronista, quien colaboró profundamente con el doctor Gastón Guarracino, manteniéndose alejado luego del trágico accidente que costará la vida a Gastón, manteniendo con el kirchnerismo siempre un grado de adhesión, compartiendo reuniones, apoyando el modelo y fundamentalmente poniendo siempre por delante al distrito por sobre intereses individuales.

Dicen que volvió de Santa Cruz con las pilas recargadas, que ya llevaba cuando su partida, alentado por las reuniones, pensando acabadamente que pasos dar en el futuro y su actividad presente, pero dejando casi la certeza que no le sería desagradable ni una sorpresa el desafío de presentarse como candidato a intendente dentro del Frente para la Victoria.

En una lista que también incluiría en unas PASO al docente y actual edil del Movimiento «Evita», Luciano Lescano, donde su conductor local, dentro de la línea «Peronismo que Viene» Roberto Gómez se movió por estos días en Neuquén tratando de afirmar la candidatura de Randazzo 2015, en una propuesta que puede incluir a quien hoy aspira a la determinación de la Suprema Corte Bonaerense para volver a la intendencia o ser definitivamente destituido, profesor Horacio Tellechea.

En la larga lista de aspirantes a concejales encuadrados en esta propuesta aparecen los nombres del doctor Luciano Cardoni, el profesor Horacio Castelli, la consejera escolar Mara Pérez, y es deseo de incluir al comerciante-peronista Juan Domingo Larrea.

Dentro del sciolismo emerge la figura del intendente José Luis Vidal, y del edil Ricardo Calcabrini, a quien solamente une esa perspectiva «sciolista», y la reciente mesa sindical de Peronismo sin Fronteras con los gremialistas del SOMU, Tomás Martínez y Alejandro Jacin, junto al «negro» Julio Romero y Daniel Jáuregui, las presencias de Tomás Ortie y Luis Gallardo, entre otros, quienes estarán en la primera semana de julio junto a Scioli en la ciudad de Mar del Plata.

La dinámica de la política siempre es constante.

A nadie debe escapar que el procesamiento del vicepresidente Amado Boudou, puede traer aparejada  su licencia hasta que la justicia se expida definitivamente. Si esto sucede en la línea sucesoria presidencial adquiriría  trascendencia el ex gobernador de Santiago del Estero, actual presidente del bloque de senadores nacionales del FPV, Gerardo Zamora. No es un tema menor para Necochea, puesto que mantiene una estrecha ligazón con sectores ligados a Roberto Porcaro, con quien lo une una amistad personal y política de muchos años.

Como se ve, muchas veces en política todo tiene que ver con todo, y cada paso hay que hacerlo viendo los escalones, como se diría en su medida y armoniosamente.

Lo concreto es que la foto Zanini-Florentin-Schwartz, no es simplemente para el recuerdo u ocasional… tiene profundas connotaciones en el futuro.

Es cierto, a veces una foto vale más que mil palabras.

2 comentarios en «Una foto vale más que mil palabras»

  1. Miguel: las fotos son muy lindas, no niego lo que representan los Zannini o DeVido, lo que te olvidas decir o no queres ponerlo es que ademas de eso esta lo otro los que ponen la cara en los pueblos, y muchas veces los que salen en las fotos tendran llegada a lugares de poder pero a veses en las ciudades no los vota nadie.Es un detalle no?.

Los comentarios están cerrados

Entrada siguiente

Se comenta que...

Lun Jun 30 , 2014
La iniciativa de crear el EMPAR para tener un manejo exclusivo del Parque Miguel Lillo, por suerte fue desarticulado a través de la decisión de instituciones defensoras del Parque, de la ecología y de lo público junto a políticos que se vieron acompañados en sus manifestaciones expresadas desde hacía tiempo. La decisión de apropiarse mediante una ordenanza del Parque Miguel Lillo es una asignatura pendiente de quienes han robado y estafado al distrito durante años. Políticos, empresarios, un medio escrito y advenedizos vienen desarrollando una actividad pro beneficio propio y esta sería la frutilla que le está faltando al postre nauseabundo que han ido cocinando desde hace años. Otro de los ingredientes que aún no logran que cuaje es la separación definitiva del Intendente Tellechea.