ENERGÍA: Adjudicaron proyectos renovables, con precios 10% menores a los previstos

El Gobierno adjudicó 66 proyectos y abrió otra fase para los que quedaron afuera. Se espera una inversión cercana a los u$s 3000 millones. YPF y Central Puerto, aprobados.

El Gobierno adjudicó ayer 66 proyectos de energías renovables correspondientes a la ronda 2 del programa RenovAr, por un total de 1408,7 MW en 21 provincias, con una baja del 9% en el precio promedio ponderado, que terminó en u$s 52,1 por MWh. Asimismo, invitó a los que quedaron afuera a unirse a una segunda fase, en la que se licitarán 600 MW más.

Con las dos etapas de RenovAr 2, la inversión privada estaría entre los u$s 2500-3000 millones. En conferencia de prensa, el ministro de Energía, Juan José Aranguren, y el subsecretario de Energías Renovables, Sebastián Kind, celebraron la reducción de costos que servirá para desplazar otras tecnologías más caras. “Hubo una mejora en la confianza de los inversores que permitió disminuir los precios y acercanos a valores similares a otros países de la región, que tienen un menor riesgo país”, festejó Aranguren.

En concreto, el Ministerio de Energía adjudicó ocho proyectos de tecnología eólica por 665,8 MW a un precio promedio de u$s 41,23 / MWh; 12 de tecnología solar por 556,8 MW a u$s 43,46 / MWh; nueve de pequeños aprovechamientos hidroeléctricos por 20,8 MW a u$s 98,89 / MWh; 14 de biomasa por 117,2 MW a u$s 106,73 / MWh; tres de biogás de rellenos sanitarios por 13,1 MW a u$s 129,18 / MWh; y 20 de biogás en general por 35 MW a u$s 156,85 / MWh.

Para los 128 proyectos por 6221,6 MW que no fueron adjudicados, los funcionarios abrieron un plazo de diez días para intentar igualar los precios promedios, con una ambiciosa jugada: si el transporte eléctrico resulta una restricción, las obras estarán a cargo del oferente.

Se trata de una “fase 2” y no estrictamente de una ronda 2.5, ya que, según explicó Kind, “en RenovAr 1.5 se competía por precios y ahora se establece un mínimo”. Esta nueva etapa supone una ampliación del 50% del cupo original por tecnología, se canalizará mediante orden de mérito hasta agotar el cupo y los precios son de u$s 40,27 / MWh para proyectos eólicos y u$s 41,76 / MWh para fotovoltaicos (promedios de la zona núcleo; es decir, donde se aprovechan mejor los recursos del viento y del sol), u$s 106,73 / MWh para biomasa y u$s 156,85 / MWh para biogás (el promedio de lo adjudicado).

Consultado sobre los altos precios que todavía se observan en biomasa, biogás y pequeñas hidroeléctricas (se redujo muy poco respecto a las licitaciones del año pasado), Kind dijo que la ley que él mismo diseñó los obliga a distribuir federalmente las adjudicaciones y las tecnologías y que, además, estos proyectos servirán para crear empleo en zonas donde otros privados no lo harían.

Aún así, en Energía ya admiten que se llegará al 8% de contribución de las renovables en la matriz eléctrica en los primeros meses de 2019, un año y medio después de lo que originalmente establecía la ley (fines de 2017). En la actualidad, el aporte es de tan sólo un 2%.

El subsecretario de Gestión Productiva, Sergio Drucaroff, que consideró: “Logramos aumentar significativamente el contenido nacional y hacerlo con precios inferiores a las anteriores rondas”.

Uno de los proyectos más grandes, el de Central Puerto con el Parque Eólico La Genoveva en Buenos Aires (de 86,625 MW de potencia a u$s 40,9 / MWh), declaró un 97,33% de componentes nacionales. El promedio de integración local en parques eólicos es de 27,8% y en fotovoltaicos es de 20,7%, según comunicaron Energía y Producción.

CRONISTA

Compartir noticia

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *