TRENES: Cerrarán y levantarán ramales

El presidente de la Nación, Mauricio Macri, firmó este martes 15 un decreto que autoriza al Ministerio de Transporte que dirige Guillermo Dietrich a cerrar y levantar ramales ferroviarios.

El presidente de la Nación, Mauricio Macri, firmó hoy un decreto que autoriza al Ministerio de Transporte que dirige Guillermo Dietrich a cerrar y levantar ramales ferroviarios. Si bien en el Gobierno aseguran que la medida pretende mejorar los servicios, la iniciativa sin dudas atrae el fantasma de la década menemista en la que dejaron de funcionar numerosas servicios.

Delégase en el ministro de Transporte la facultad de clausurar ramales ferroviarios en forma definitiva y proceder al levantamiento de las vías y demás instalaciones ferroviarias

Según lo dispuesto en el Boletín Oficial hoy, el presidente de la Nación, Mauricio Macri, delegó en su ministro de Transporte, Guillermo Dietrich, la posibilidad de clausurar definitivamente un ramal y levantar el tendido de vías, rieles e infraestructura de sostén.

En su artículo primero, el decreto apunta: “Delégase en el MINISTRO DE TRANSPORTE la facultad de clausurar ramales ferroviarios en forma definitiva y proceder al levantamiento de las vías y demás instalaciones ferroviarias”.

En tanto, en el artículo segundo agrega: “Los rieles, durmientes, aparatos de vías y el resto de los bienes muebles que compongan la infraestructura ferroviaria que se encuentra ubicada en el sector que se resuelva remover, quedarán en poder de la ADMINISTRACIÓN DE INFRAESTRUCTURAS FERROVIARIAS SOCIEDAD DEL ESTADO, conforme lo establecido por la Ley Nº 26.352 y sus modificatorias”.

Hasta ahora cualquier decisión de desafectación de vías requería un decreto del presidente de la Nación, sin embargo ahora, el titular de la cartera de Transporte podrá decidir libremente sobre la clausurar definitiva de rieles e instalaciones, con el objetivo de “aliviar el trámite burocrático” de “mínimas desafectaciones”, explicaron desde este ministerio.

La iniciativa sin dudas arrastrará más de una polémica. Es que no sólo atrae el fantasma de la década menemista en la que dejaron de funcionar numerosas servicios, sino que también podría vincularse a futuros negocios con la familia del ministro de Transporte, hoy al frente de una de las empresas líderes en venta de autos en nuestro país.

De hecho, desde la ONG Salvemos al Tren, Norberto Rosendo, dijo que “este decreto es una resolución política del pseudo triunfo de Cambiemos”. “En estos meses va a ser una moneda corriente. Esto pone en peligro al tren ya que nos quieren obligar al transporte de camiones, nos retrotrae a los años 60”, agregó en diálogo con Buenos Aires Despierta, que se emite por la pantalla de QmNoticias.

Compartir noticia