La Visita de las Cinco con Sebastián Rosenfeld, nacido en la ESMA. Sábado 25 de junio, 17 horas

Sebastián Rosenfeld tiene hoy 38 años. De los más de 30 niños que se estima nacieron en la ESMA, él fue devuelto a su familia biológica luego del parto.

Su madre, Patricia Marcuzzo, fue desaparecida en un vuelo de la muerte a los pocos días de dar a luz. Esta carta es el único documento de su tipo conocido hasta la fecha.

Antes de separar definitivamente a las madres de sus hijos, los represores les hacían escribir una carta con los datos del niño.

Aseguraban a las mujeres que iban a enviar esas cartas a sus familias junto a su hijo. Pero era un engaño. Pocos días después del parto, ellas eran generalmente asesinadas y los recién nacidos entregados a personas extrañas, usualmente familias de los represores o allegados a ellos.

Hay registros de más de 30 mujeres embarazadas que pasaron por la ESMA, aunque se sospecha que el número es aún mayor. Varios niños nacidos en este lugar pudieron ser restituidos a partir de 1983 gracias a la lucha de sus familias y de Abuelas de Plaza de Mayo, pero muchos otros permanecen desaparecidos.

La copia de la carta que tiene Sebastián y se exhibe en el Sitio de Memoria ESMA excepcionalmente llegó a destino.

ENTRADA GRATUITA.

Aclaración: el recorrido no es apto para menores de 12 años.

Sobre La Visita de las Cinco

El último sábado de cada mes, a las 17 horas, el Sitio de Memoria ESMA realiza una visita abierta al público en compañía de un invitado especial. La recorrida coincide con la última visita guiada del día.

La Visita de las Cinco comenzó el último mes de marzo en el marco de la Semana de la Memoria, convocando a 2.000 personas. La propuesta provocó gran impacto en el público. Los recorridos previstos originalmente de una hora se extendieron debido a las preguntas e interés manifestado por la gente.

Entre los invitados estuvieron Vera Jarach, madre de Franca, secuestrada a los 18 años y desaparecida en la ESMA; la fiscal a cargo del Juicio Oral de la ESMA, Mercedes Soiza Reilly; Andrea Krichmar, amiga de la hija del director de la ESMA que declaró en el Juicio a la Juntas por haber pasado por la Escuela a sus 11 años, cuando funcionaba como centro clandestino y numerosos representantes de los organismos de derechos humanos.

Durante la última dictadura cívico-militar (1976-1983) la Escuela de Mecánica de la Armada funcionó como centro clandestino de detención, tortura y exterminio. Emplazada en un predio de 17 hectáreas sobre una de las principales vías de acceso a la ciudad de Buenos Aires, la Avenida del Libertador, su núcleo operativo fue el Casino de Oficiales, un edificio destinado originalmente al esparcimiento y descanso de los marinos. Por este lugar pasaron unos 5.000 detenidos-desaparecidos. La mayoría fueron arrojados vivos al mar en los vuelos de la muerte.

El ex Casino de Oficiales hoy es evidencia del terrorismo de Estado, prueba material en el proceso de Justicia por los crímenes de lesa humanidad y Museo de Sitio.

Alberga una puesta museográfica sobre la base de testimonios de las víctimas y documentos históricos de la CONADEP, el Juicio a las Juntas y documentación desclasificada por las agencias del Estado para los juicios ESMA actuales, entre otros archivos.

Abierto al público de miércoles a domingo de 12 a 17 horas.

Visita guiada opcional. Duración: 1 hora y media.

Compartir noticia