Sharing is caring!

Grecia se prepara para la realización del referéndum que deberá decidir el rumbo del país ante las exigencias de los acreedores en medio de una creciente polarización de la opinión pública.

Aproximadamente un 42,5% de los ciudadanos griegos están dispuestos a votar ‘sí’ al ultimátum de los acreedores en el venidero referéndum, mientras que un 43% no aceptan las condiciones, según informa el periódico griego Agvi.

Cerca de un 9% de los ciudadanos de Grecia todavía no han definido su postura, ni cual opción favorecerán.

La encuesta fue realizada por el propio periódico Agvi, publicado por el gobernante partido Syriza, entre el 30 de junio y el 2 de julio, sin especificar el número de encuestados. Según las encuestas anteriormente publicadas, la actitud de los griegos respecto al referéndum cambió rápido.

Antes del cierre temporal de los bancos anunciado el lunes pasado, según el rotativo Gazeta de los Redactores, un 57% de los encuestados estaban dispuestos a votar ‘no’ al ultimátum de los acreedores y un 30% optaba por el ‘sí’, mientras que había un 13% de indeterminados.

Tras la declaración de las vacaciones bancarias y limitaciones a la entrega de efectivo la cantidad de oponentes al ultimátum se redujo a un 46%, mientras que la de sus partidarios aumentó a un 37% y un 17% expresaron tener dudas.

El periódico Ethnos publicó el 3 de julio la encuesta de la compañía Alco, según la cual a favor del ‘sí’ votaría un 41,5%, mientras que por el ‘no’, un 40,2%.

Negociaciones con los acreedores, después del referéndum

El Gobierno griego retomará, el día después del referéndum, las negociaciones con los acreedores, según adelantó el secretario general de coordinación del Gobierno griego, Christoforos Vernardakis.

«Confío en el triunfo del ‘no'», dijo a RIA Nóvosti el funcionario. Agregó que cuando el pueblo griego vote a favor del ‘no’, las autoridades enseguida retomarán las negociaciones con los acreedores.

Vernardakis señaló que Atenas está dispuesto a concesiones, pero necesita una reestructuración de la deuda. «Si esto no ocurre, independientemente del resultado del referéndum, recibiremos un golpe», explicó.

Respecto a la salida de Grecia del euro, Vernardakis desmintió que sea posible alegando a la ausencia del mecanismo que lo contemple.

Además puso de relieve que el Fondo Monetario Internacional (FMI) debe hacer caso especial a la situación en la que Grecia se encuentra actualmente.

Por su parte, la Comisión Europea anunció que ofrecerá la ayuda técnica a Atenas si se retoman las negociaciones tras el referéndum, declaró el vicepresidente de la comisión, Valdis Dombrovskis, comisario europeo del Euro y de Diálogo Social.

«Necesitamos una estrategia fiable por parte del Gobierno heleno para restablecer la estabilidad financiera; desde luego, la Comisión Europea está dispuesta a cooperar con el Gobierno de Grecia y ofrecerle ayuda técnica», dijo al diario alemán Welt, comentado la posibilidad de un préstamo puente a Atenas tras la reanudación de las negociaciones.

Señaló asimismo que la puesta en marcha de un tercer paquete de rescate a Grecia podría tardar varias semanas y está condicionada a un acuerdo político con Atenas.

Debates en torno al referéndum

La postura negociadora de Grecia sobre el futuro programa de rescate de la UE será más débil en caso de que la población griega se pronuncie en contra de las propuestas de los acreedores, declaró el presidente de la Comisión Europea(CE), Jean-Claude Juncker.

«Si los griegos votan ‘no’ su postura negociadora se debilitará dramáticamente», dijo en una conferencia televisiva dedicada al comienzo de la presidencia de Luxemburgo.

Por su parte, el ex primer ministro de Grecia y líder del partido opositor Nueva Democracia, Antonis Samaras, acusó al Gobierno de Alexis Tsipras de mentir al pueblo griego y arruinar al país.

«El primer ministro no tiene el valor para decir que él ha ordenado el cierre de los bancos», dijo. El Gobierno está en una situación de pánico y dice mentiras, agregó.

Grecia, indicó, está actualmente en una condición peor que en las últimas décadas sin la protección europea, el país heleno está totalmente aislado de sus socios.

Samaras tachó de un «error fatal» la convocatoria de un referéndum el 5 de julio, que llamó «parodia» porque la propuesta del programa de ayuda a Grecia ya no está sobre la mesa.

«Ahora todo indica que el domingo los griegos dirán ‘sí’ a Grecia y su camino europeo», dijo al llamar a votar a favor del curso europeo del país.

La eurozona no podrá apoyar a Grecia si su respuesta en el referéndum es ‘no’, declaró al intervenir en el Parlamento de los Países Bajos el presidente del Eurogrupo, Jeroen Dijsselbloem.

«Si hay una respuesta negativa en el referéndum, dejaremos a Grecia a cargo de sus propios mecanismos», dijo citado por la agencia Dow Jones.

Según Dijsselbloem, el ‘no’ no significa la salida automática de Grecia de la eurozona, sin embargo pondrá Grecia y Europa en una posición difícil, porque no resolverá los problemas políticos y económicos.

Sin embargo, hay quienes opinan que el voto en contra de la propuesta de los acreedores de Grecia sería el desenlace más lógico de la situación en torno a la deuda griega, como el economista francés Michel Husson, miembro del Comité de auditoría de la deuda helena.

«El escenario más racional sería el siguiente: la victoria del ‘no’ en el referéndum, el anuncio de una moratoria unilateral, la puesta en marcha de una ‘moneda paralela’ interna y la nacionalización de los principales bancos privados», dijo a Sputnik Nóvosti.

Por su parte, el diputado del partido opositor italiano la Liga Norte, Paolo Grimoldi, declaró que la crisis en Grecia muestra que la Unión Europea necesita ser reconstruida desde cero.

«Si Grecia sale del euro, habrá consecuencias graves para el castillo de naipes construido por los patrones de Bruselas», afirmó Grimoldi al añadir que esto provocaría un efecto dominó en los países que sufren mayores problemas económicos.

Desde su punto de vista, continúa, hay darle la bienvenida porque hay que reconstruir Europa desde cero. Según Grimoldi, «dejar la jaula del euro» no supone «el aislamiento internacional con el que nos tratan de asustar».

«Al contrario, los que dejan el euro vuelven de nuevo al mundo, por eso hay que reconsiderarlo todo (…) antes de que sea demasiado tarde», dijo.

‘No’ o dimisión

El Gobierno de Grecia estaría obligado a dimitir en caso de que una amplia mayoría de los votantes se pronuncie a favor del ‘sí’ en el referéndum sobre el acuerdo con los acreedores del próximo 5 de julio, dijo a RIA Novosti Christophoros Vernardakis, secretario general de coordinación del Gabinete.

«Si hay una holgada victoria del ‘sí’, una victoria clara, será el pueblo griego el que haya decidido implementar esta política, y entonces estará claro que (el primer ministro Alexis) Tsipras no puede llevarla a cabo», dijo Vernardakis.

Calificó a Tsipras de «político honesto» que «no suscribirá algo en lo que no cree, algo contrario al mandato que tiene».

La victoria del ‘no’, o un escaso margen a favor del ‘sí’, a juicio del funcionario, significaría que el Gobierno debe seguir batallando aunque puede hacer algunas concesiones que considere necesarias.

Al responder a la cuestión sobre la posibilidad de convocar nuevas elecciones, Vernardakis dijo que «iremos a las urnas, pero no ahora, sino más tarde, para renovar el mandato de la gente».

«No ahora, sino en un momento favorable», aclaró.

Precedente peligroso

La salida de Grecia de la zona euro sentaría precedente para otros países que se ven actualmente afectados por la crisis económica, opinó el embajador de Rusia ante la UE, Vladímir Chizhov.

«Sentaría precedente para otros países, Grecia no es el único país en la UE que experimenta problemas financieros», dijo a la televisión rusa Rossiya 24.

Respecto al referéndum que se celebrará en Grecia, Chizhov estimó que la UE debe respetar cualquier resultado, sin embargo, reconoció que hay «un elemento de perplejidad» en la propia situación en torno a la deuda del país heleno, algo que tratan de aprovechar algunos países para influir en el resultado del plebiscito.

Grecia mantiene desde hace meses negociaciones con sus acreedores (Comisión Europea, Banco Central Europeo y FMI) para reestructurar una deuda de más de 240.000 millones de euros, el monto de los dos rescates que necesitó para evitar el impago técnico en 2010 y 2012.

A Grecia no le alcanzan los recursos para financiar sus compromisos internos y externos y los socios de la UE le exigen nuevas reformas de austeridad a cambio de créditos.

Las propuestas sobre las que los griegos están llamados a pronunciarse el 5 de julio y que presentó el pasado 25 de junio la Troika (el FMI, el Banco Central Europeo y la Comisión Europea) contemplan severos reajustes a cambio de financiación para los próximos cinco meses.

El primer ministro de Grecia, Alexis Tsipras que anunció la realización del referéndum para votar sobre las propuestas de los acreedores europeos propuso a los votantes rechazar dichas propuestas.

http://ahorainfo.com.ar/wp-content/uploads/2015/07/referendum-grecia.jpghttp://ahorainfo.com.ar/wp-content/uploads/2015/07/referendum-grecia-200x150.jpgahorainfo.com.arInternacionalesEl MundoGrecia se prepara para la realización del referéndum que deberá decidir el rumbo del país ante las exigencias de los acreedores en medio de una creciente polarización de la opinión pública. Aproximadamente un 42,5% de los ciudadanos griegos están dispuestos a votar 'sí' al ultimátum de los acreedores en el...Desde Necochea al mundo